Ayuntamiento

José Víctor Villalba inspira a artistas noveles a través del taller de pintura 'Otoño en el Balcón del Muro'

Cieza.es | 19 de octubre de 2020 a las 11:22

El arte de José Víctor Villalba se entreteje con su vida y sus relaciones personales. Halla musas en su tierra, sus familiares, como su añorado padre o como su hija de corta edad que ya ha sido retratada, y sus inquietudes. La pasión es tan intensa que le obliga a pintar en cuanto tiene ocasión. La docencia y la pintura son sus principales intereses. Es un artista de los pies a la cabeza que no duda en aceptar un taller de pintura al aire libre en tiempos de pandemia. Esta experiencia articula una relación especial entre alumno y profesor, haciendo que el primero participe con el artista en el proceso creativo.

Oportunidad, entorno, organización: el taller de pintura 'Otoño en el Balcón del Muro' lo tuvo todo. También seguridad. El cuadro que ilustra el cartel promocional de esta acción formativa, organizada por la Asociación de Artistas de Cieza e impartida por José Víctor Villalba, es un conjunto de pinceladas vigorosas y luminosas, añadiendo al lienzo intensidad emocional. Los temas y estilos de Villalba, inspirados en sus intereses y en quienes lo rodean, están en constante evolución. Y eso fue lo que trajo hasta aquí a ocho participantes, mayores de dieciséis años, que se dieron cita este sábado en el emblemático mirador del casco antiguo.

Tuvo lugar entre las diez y la trece horas en plena mañana soleada. Y sin apenas público que observase el estudio de pintura montado al aire libre, únicamente arropado por las sombras de los árboles. Lo que diferenciaba esta experiencia de otras iniciativas pedagógicas era que las clases se daban en un lugar tan inspirador. "El lugar y la época del año no pueden ser más idóneos tanto por las privilegiadas vistas como por unos colores que enamoran. Y es que tenemos nuestro característico otoño, con una cálida paleta cromática que nada tiene que envidiar a la que se produce durante la floración", explicaba el artista ciezano.

Los alumnos del taller no desaprovecharon la oportunidad de que sus creaciones fueran guiadas por Villalba, y absorbieron sus sugerencias y consejos. "Con las adecuadas medidas de seguridad, hemos planteado unos ejercicios sencillos para, de una manera práctica y fácil, poder atrapar esa profundidad que ofrece la panorámica", señalaba con su acentuada personalidad. Un lugar para plasmar el paisaje de la huerta tradicional de Cieza, en el que muy mal se tenían que dar las cosas para que la inspiración no llegase. En sus explicaciones individuales se le podía escuchar hablar de los tonos empleados o del peso del cielo en el cuadro.

"Fundamentalmente hemos trabajado en formatos pequeños donde manchar sin miedo a equivocarse. La intención de búsqueda ha sido el hilo conductor para disfrutar de una mañana divertida, reflexiva y en un clima natural y artístico que espero que sea especial", comentaba. A pesar de las dificultades impuestas por la pandemia, la experiencia pareció haber merecido la pena. Por si aún quedaba alguna duda de que la Asociación de Artistas de Cieza se ha hecho ya un importante hueco en la vida cultural del municipio, la vocalía de Formación se encargó este sábado de disiparla con la organización de este taller de pintura. "Vamos a ofrecer muchas propuestas", concluía Villalba.